Top

Dr. Juan Jose Bernal Morales en Doctoralia
Horario :
Lun - Vie : 09:00 - 20:00 | Sab : 09:00 - 15:00
Urgencias :
55 43 49 28 23
prostata

PRÓSTATA

Uretra - conducto por el cual sale la orina atravesando la próstata para que la orina pueda salir por la vejiga. Los hombres después de los 50 años pueden sufrir diversas enfermedades ya que después de los 40 la próstata empieza a crecer provocando (Prostatitis) o (Hiperplasia).

UROLOGÍA MUJERES

UROLOGÍA MUJERES

Las mujeres, así como los hombres, pueden padecer problemas en vías urinarias, piedras en los riñones, infecciones urinarias, tumores cancerosos, entre otras enfermedades, es por ello que también pueden acudir con un urólogo.

CÁLCULOS

CÁLCULOS

Los cálculos se pueden atorar ya sea en uno de los uréteres, en la vejiga, o en la uretra, produciendo así dolor (cólico nefrítico), disuria (dificultad al orinar), o signos como hematuria (presencia de sangre en la orina).

ENFERMEDADES DE TRANSMISIÓN SEXUAL (ETS)

ENFERMEDADES DE TRANSMISIÓN SEXUAL (ETS)

Afecciones clínicas infectocontagiosas transmitidas de persona a persona a través del contacto sexual, produciéndose casi durante las relaciones sexuales, también por el uso de jeringas contaminadas o contacto con sangre, durante el embarazo o el parto.

VÍAS URINARIAS

VÍAS URINARIAS

Infecciones de las vías urinarias, siendo el segundo tipo más común de infecciones en el organismo, presentándose síntomas como: dolor o ardor al orinar, fiebre, cansancio o temblores, urgencia frecuente de orinar, presión en la región inferior del abdomen, orina con mal olor o con apariencia turbia o rojiza y con menor frecuencia, náusea o dolor de espalda.

UROLOGÍA PEDIÁTRICA

UROLOGÍA PEDIÁTRICA

Atención a enfermedades que pueden presentar los niños en las vías urinarias, para ello se requiere un diagnóstico oportuno para evitar su crecimiento y desarrollo. Es recomendable atender a los niños y niñas a tiempo.

RECOMENDACIONES

Para prevenir enfermedades te recomiendo:

  • Realizar una vez al día una limpieza íntima con agua y jabón.
  • Utilizar jabones suaves y neutros y secar la zona genital con una toalla limpia para evitar la humedad.
  • Después de ir al baño, secarse muy bien con papel higiénico para evitar la posible contaminación con bacterias.
  • Beber agua abundantemente, de 2,5 a 3 litros, cada día para favorecer la eliminación de las bacterias que se puedan acumular en la vejiga.
  • Evitar el estreñimiento, con el fin de disminuir la reproducción de microorganismo en el recto y por tanto la contaminación de la zona perineal.
  • Orinar regularmente vaciando completamente la vejiga, especialmente tras haber mantenido relaciones sexuales.
  • Utilizar ropa interior de algodón que favorezca la ventilación de la zona genital y evite la transpiración, cambiándola cada día.
  • Consultar al médico ante signos de sospecha de cistitis: ardor, molestia o sensación de arenilla al orinar; necesidad urgente de ir al baño; orina turbia, maloliente e incluso sanguinolenta; sensación de deseo de querer orinar más una vez se ha finalizado la micción.
Agendar cita